Trastorno de ansiedad

Los trastornos de ansiedad son una de las alteraciones psicopatológicas con más prevalencia en la población general.

Las personas que sienten temor extremo y preocupaciones que perduran pueden estar lidiando con trastornos de ansiedad. La frecuencia e intensidad de este tipo de ansiedad es a menudo debilitante e interfiere de manera directa en las actividades diarias.

A pesar de esto, con un tratamiento eficaz, las personas que sufren un trastorno de ansiedad puede llevar una vida normal.

Existen diversos tipos de trastornos de ansiedad, cada uno con sus particularidades.

  • La ansiedad generalizada: se caracteriza por la aparición de miedos y preocupaciones recurrentes, como pueden ser la salud, economía, … Este miedo puede interferir e impedir que las personas continúen con sus actividades diarias.
  • Trastorno de pánico: se caracteriza por la naturaleza imprevisible de aparición de los síntomas. En general las personas que sufren este tipo de ansiedad sienten mucho miedo en relación a la próxima aparición de estos ataques. Para controlar este miedo, a veces se tiende a evitar las situaciones precipitantes.
  • Fobias, miedos intensos respecto a objetos o situaciones: en este tipo de ansiedad podemos encontrar fobias relacionadas con objetos o actividades y otras relacionadas con situaciones sociales.
  • Trastorno obsesivo compulsivo, caracterizado por sentimientos o pensamientos persistentes que no son controlables y son indeseados, que deben evitarse a través de la realización de ciertos comportamientos (compulsiones).
  • Traumas graves, tanto físicos como emocionales: la vida diaria del paciente se ve alterada por la aparición de sentimientos y recuerdos incluso durante meses o años.

¿Cuándo aparecen y cuáles son los síntomas más comunes de ansiedad?

Temor extremo, falta de aire, taquicardia, insomnio, sudores, nauseas, temblores, mareos, etc.

Pueden aparecer en cualquier momento aunque suelen empezar en la adolescencia o al inicio de la vida adulta.

¿Por qué debo buscar tratamiento para estos trastornos?

La conducta más normal para hacer frente a la ansiedad, es la evitación de las situaciones temidas. Si la evitación puede crear problemas, si está en conflicto con la rutina diaria del afectado como puede ser asistir al trabajo, obligaciones familiares, etc.

Los trastornos psicológicos son asociados a otros trastornos psicológicos como la depresión y pueden producir facilidad para el consumo de sustancias entre otras consecuencias.

Resultados de los tratamientos:

Las técnicas Cognitivo-Conductuales para el tratamiento de los trastornos de ansiedad han demostrado ser tanto o más eficaces que la alternativa psicológica y claramente superiores a otras corrientes de tratamiento psicológico. Además, los tratamientos combinados (farmacológico y terapia cognitivo-conductual) no se han mostrado en ningún caso superiores a la terapia Cognitivo-Conductual solo.